Las Lagunas de Ruidera contarán con una inversión de 1,4 millones para restauración ambiental y mejora de la gestión del uso público

El Gobierno de Castilla-La Mancha, a través de la Consejería de Desarrollo Sostenible, sigue apostando por los espacios naturales de la región y en concreto, por el Parque Natural de las Lagunas de Ruidera que contempla importantes proyectos de restauración ambiental y de mejora de la gestión del uso público para 2024 especialmente de cara a “la nueva época estival donde confluyen multitud de visitantes y para lo que estamos haciendo importantes esfuerzos”.

La directora general de Medio Natural y Biodiversidad, Susana Jara, lo ha explicado de forma previa a la celebración de la reunión de la Junta Rectora de este parque natural, que ha tenido lugar en el Centro de Interpretación ubicado en Ossa de Montiel, en la que ha sido nombrada presidenta de la misma y en la que ha estado acompañada por el delegado provincial de Desarrollo Sostenible, Casto Sánchez, y el director del parque, Ignacio Mosqueda.

Jara se ha referido a la importante inversión de 1,4 millones de euros en numerosos proyectos que se van a ir ejecutando de cara a los próximos años, provenientes de los fondos del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia (MRR) del Estado, tanto para la mejora en la conservación del espacio como de la gestión sostenible y del uso público del mismo. “Uno de nuestros siete parques naturales y el más visitado recibiendo cada año en torno a 600.000 personas”.

“El objetivo que nos marcamos es contribuir a desestacionalizar esas visitas que se concentran en verano” pero también “hacer un llamamiento a la máxima responsabilidad a todos los usuarios para hacer un buen uso de este espacio natural para disfrutar de este entorno y también contribuir a ayudar en su conservación”, ha asegurado la directora general.

Proyecto de restauración del valle kárstico de Las Hazadillas

En este sentido, se ha referido también al nuevo proyecto de restauración ambiental del valle kárstico de Las Hazadillas, ubicado en esta finca pública de Hazadillas y Era Vieja, refugio de fauna incluido en parte en el Parque Natural. “Actualmente es un proyecto en marcha con un presupuesto aproximado de 440.000 euros que ejecutaremos de aquí a 2026”, ha explicado Jara.

La directora general ha explicado que se trata de restaurar un antiguo humedal existente en el valle que fue drenado por un canal de desagüe y actualmente está colmatado de sedimentos. Se pretenden restaurar diversos hábitats amenazados y protegidos por la Directiva Hábitats, junto con especies de flora y fauna protegidos. Además, se van a hacer trabajos de mejora de hábitat en este mismo valle y refugio para una especie endémica muy amenazada del parque como es el iberón.

También ha informado que se trabaja en un importante proyecto de eliminación de grandes ruinas existentes que, por un lado, suponen una afección paisajística importante y, por otro, un grave riesgo de accidente como son el Hotel Gran Prior y otras como la conocida Casa de Espíritus o del Médico, la antigua granja de perdices o la casa de los pescadores, con un importe aproximado de 800.000 euros.

Y se ha previsto destinar en torno a 250.000 euros para licitar en 2024 la musealización del Centro de Interpretación del Patrimonio cultural de la Reserva de la Biosfera de la Mancha Húmeda en el antiguo centro de interpretación de Ruidera, que actualmente está en fase de diseño y proyecto de todas las actuaciones.

Gestión del uso público para el verano 2024: autobuses gratuitos y aparcamientos

Susana Jara se ha referido a que, de cara a este año 2024, se trabaja en numerosas mejoras y conservación del parque natural. “Vamos a mantener las dos líneas de autobuses gratuitas para dar servicio al parque durante sábados y domingos de los meses de julio y agosto dada la gran afluencia de usuarios desde que se implantó en 2022 y que sólo el pasado año alcanzaron casi los 6.000 pasajeros”.

Por tanto, seguirán saliendo los autobuses de las poblaciones de Ruidera y Ossa de Montiel recorriendo las lagunas con paradas distribuidas por el recorrido desde las 10h hasta las 20h en un circuito circular en una hora.

Asimismo, se ha referido al proyecto de los aparcamientos disuasorios en el que la Consejería y la dirección del parque siguen trabajando y avanzando con el objetivo de controlar el acceso y reducir al máximo el aparcamiento en el espacio natural especialmente de cara al verano teniendo como principal objetivo la seguridad, emergencia e incendios.

“Estamos en negociaciones con la Confederación del Guadiana sobre la ubicación en los terrenos más apropiados y una vez que tengamos los informes favorables podamos iniciar las obras en alguno de los aparcamientos y se licitará modularmente. Mientras tanto, los próximos meses el acceso será libre, sin restricciones siendo muy importante que los usuarios con coches utilicen los aparcamientos habilitados”, ha asegurado la directora general.

Además, está en fase de proyecto la dotación de elementos e infraestructuras que mejoran la accesibilidad al parque con pasarelas de acceso a los miradores y zonas de uso público y también al Centro de Recepción de visitantes de Ruidera con la instalación de tres plataformas exteriores e interiores.

Por último, ha informado que se continúa con la patrulla de mantenimiento de la empresa pública Geacam, trabajos de limpieza y mejora de uso público en el parque natural; la recogida de residuos sólidos urbanos, así como el encargo de apertura centros de visitantes.

La Junta Rectora del Parque es un órgano colegiado de participación ciudadana así en la reunión de hoy han participado numerosos representantes de los propietarios de terrenos, sectores productivos, económicos y sociales, administraciones públicas, ayuntamientos y la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha.