Investigado un camionero por circular quintuplicando la tasa de alcohol permitida por la Autovía A-4, a la altura de Manzanares

Conducía de forma zigzagueante y peligrosa un vehículo articulado
La Guardia Civil ha investigado al conductor de un vehículo articulado que circulaba en zigzag por la Autovía del Sur con una tasa de alcoholemia que superaba en más de cinco veces la reglamentariamente establecida.

La actuación de los efectivos del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Ciudad Real se desencadenó sobre las 14:20 horas del día 31 del pasado mes de mayo cuando una usuaria alertó al Centro Operativo de Tráfico (COTA) de dicho Subsector de la circulación zigzagueante y peligrosa de un vehículo articulado por la Autovía del Sur A-4 (Madrid-Cádiz), sentido decreciente.

Establecido inmediatamente el oportuno dispositivo, agentes del citado Subsector de Tráfico consiguieron interceptar minutos más tarde al vehículo infractor a la altura del kilómetro 178’000 de la mencionada autovía, en el término municipal de Manzanares (Ciudad Real).

Realizadas las pruebas de verificación de alcoholemia a su conductor se detectó que conducía con una tasa de alcoholemia de 0’78 y 0’77 mg/l de aire espirado en primera y segundas pruebas, respectivamente, por lo que fue investigado por un delito contra la seguridad vial por conducir un vehículo de motor con una tasa de alcohol en aire espirado superior a la legalmente establecida.

Actuaciones como esta son importantes ya que el consumo de este tipo de sustancias sigue siendo, año tras año, uno de los tres factores principales de riesgo en los siniestros viales con víctimas.

Si bien el porcentaje de positivos por alcohol y drogas se ha reducido en los últimos años, es importante seguir afianzado la idea de que, en carretera, la única tasa segura es 0,0% porque, “cuando matas a alguien en la carretera, lo matas todos los días de tu vida”.

Conforme a las orientaciones de la UE, deben incrementarse los controles de alcohol y drogas a los conductores de estos vehículos, ya que se trata de conductores profesionales que no sólo ponen en riesgo su vida e integridad física sino la de los demás usuarios de la vía, siendo extraordinariamente elevados los riesgos de siniestralidad cuando se trata de este tipo de vehículos por sus dimensiones y masa máxima autorizada.

Las diligencias han sido remitidas al Juzgado de Instrucción de Guardia de los de Manzanares.

Comentarios