Presentado en Alcázar el documental 'Los hijos del hierro' sobre las víctimas ferroviarias del franquismo

En la antigua Fonda de la Estación

'Los hijos del hierro' es el nombre del documental que se proyectaba en la antigua Fonda de la Estación, un reportaje sobre los ferroviarios represaliados por el franquismo, las víctimas ferroviarias del franquismo.

La alcaldesa Rosa Melchor, acompañaba a los autores el trabajo en la proyección acompañada de los concejales Cristina Perea y Javier Castellanos. El documental está dirigido por Miguel Muñoz y en él interviene Francisco Polo, historiador y responsable del Museo del Ferrocarril de Madrid, residente en Alcázar.

Un reportaje que se puede ver en YouTube y que refleja la lucha obrera protagonizada por los ferroviarios, la persecución del régimen franquista a estos trabajadores que se organizaron para plantar cara al franquismo en el momento del golpe de Estado y siguieron luchando por sus derechos desde los sindicatos a los que legalmente pertenecían hasta que fueron prohibidos.

El hilo del documental transcurre a través de entrevistas a familiares de trabajadores represaliados, y con la colaboración de historiadores para establecer el marco temporal histórico.

Alcázar de San Juan es un lugar emblemático para la proyección del documental ya que fue un sitio donde fueron muchos los perseguidos y donde trasladaron a muchos otros que venían ya represaliados. Una ciudad ferroviaria en la que se cebó la persecución, explicaba Francisco Polo.

En Alcázar se cree que al menos fueron 31 los fusilados, con lo que la historia ferroviaria y su lucha siempre han acompañado a muchas familias y amigos de esos fusilados, y muchos otros perseguidos y represaliados.

Alcázar siempre ha sido una ciudad marcada por el ferrocarril y la forma de vida distinta que nos trajo,  la sociedad pasó a tener un sustrato de trabajadores ferroviarios, que siempre fueron activos en la defensa de los derechos de los trabajadores y la Democracia.

En este acto la alcaldesa se atrevió a relatar su historia en primera persona. La detención de su abuelo, que nunca volvió a regresar. Su plato se quedó esperando en la mesa.

Comentarios