La Gerencia de Alcázar de San Juan presenta una guía dirigida a pacientes con ictus y cuidadores

El documento, elaborado por un equipo multidisciplinar comprometido con la excelencia en el cuidado de la salud, incluye la experiencia y el conocimiento de enfermeras, auxiliares, fisioterapeutas, neurólogos y terapeutas ocupacionales

La Gerencia de Atención Integrada de Alcázar de San Juan, dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM), ha editado una Guía de Información y Cuidados al Paciente con Ictus.

Esta guía, concebida como un recurso fundamental para pacientes, familiares y cuidadores, tiene como objetivo primordial mitigar las consecuencias del ictus y proporcionar la mejor asistencia posible.

El documento, elaborado por un equipo multidisciplinar comprometido con la excelencia en el cuidado de la salud, incluye la experiencia y el conocimiento de enfermeras, auxiliares, fisioterapeutas, neurólogos y terapeutas ocupacionales.

Enmarcada dentro del programa de implantación de Guías de Buenas Prácticas (GBP) de la RNAO (Asociación Profesional de Enfermeras de Ontario), esta iniciativa busca mejorar el cuidado de la salud, reducir la variabilidad de en los cuidados y transferir la evidencia científica más actualizada.

Y es que la Gerencia de Alcázar de San Juan está acreditada como Centro Comprometido con la Excelencia en Cuidados (BPSO) desde 2015, lo que le permite destacarse por su compromiso con la implementación de guías y recomendaciones basadas en la mejor evidencia científica, abarcando diversos ámbitos de la atención sanitaria, incluido el manejo del ictus.

En ese sentido, Gloria Lorente, supervisora del Área de Asistencia, Calidad y líder del programa en la Gerencia de Alcázar de San Juan, señala que, desde la apertura de la Unidad de Ictus en el Hospital Mancha Centro en el año 2021, “se ha trabajado intensamente en la implementación de los mejores cuidados basados en las recomendaciones de la evidencia científica”.

Esta guía, entregada a los pacientes antes del alta, tiene como objetivo capacitar a los pacientes y sus cuidadores en el manejo de posibles secuelas tras el ictus agudo, abordando diversas dificultades, desde la alimentación hasta la movilización y la eliminación urinaria y fecal.

Información necesaria

El documento, redactado en un lenguaje claro y accesible, será complementado con apoyo educativo verbal por parte de profesionales de la Unidad de Ictus y otros implicados en su cuidado. Además, incluye un código QR que permite a los cuidadores descargarla en sus dispositivos móviles, facilitando así el acceso a la información en cualquier momento.

Este lanzamiento representa el primer paso hacia la creación de un programa estructurado de educación al paciente durante el ingreso, reforzando el compromiso de la Gerencia de Alcázar de San Juan con la excelencia en el cuidado de la salud y el bienestar de sus pacientes.

Por último, es importante recordar que el ictus afecta a 120.000 personas cada año en España y a 5.200 en Castilla-La Mancha, siendo una de las principales causas de muerte específica y discapacidad adquirida en adultos. En el Hospital Mancha Centro se atienden aproximadamente 350 pacientes con ictus anualmente.  

Comentarios