Puertollano

Es la segunda cita del ex alcalde con la justicia en apenas unos meses

Hermoso Murillo acude una vez más a los juzgados de Puertollano sin hacer declaraciones previas

En esta ocasión se investiga una posible prevaricación administrativa en la funcionarización de doce trabajadores del extinto matadero

Javier Rubio

08/01/2019

(Última actualización: 09/01/2019 09:42)

Imprimir

El ex alcalde de Puertollano, Joaquín Hermoso Murillo, ha acudido este martes acompañado de su abogado al Juzgado de Instrucción nº 1 de la localidad sumamente puntual. Exactamente a las once y media de la mañana, hora a la que estaba citado, y declinando una vez más hacer declaraciones a la media docena de periodistas que aguardaban su llegada, cruzaba las puertas de los juzgados para declarar en calidad de investigado.

Se investiga una posible prevaricación administrativa en la funcionarización de doce trabajadores del extinto matadero “al existir indicios de delito en las conductas denunciadas”, tal y como informaba el pasado día 30 de diciembre la plataforma de Funcionarios Interinos Despedidos del Ayuntamiento de Puertollano en 2011 (FIDAP-2011).

Hermoso Murillo debe responder por la creación de dichas plazas de funcionario “cuando el servicio de Matadero ya estaba extinguido, teniendo en cuenta méritos jamás desempeñados ya que el degolladero se encontraba cerrado desde el año 2007”, recordaba FIDAP-2011. Su participación activa en los hechos denunciados así como en la elaboración de la propuesta aprobada por el Pleno de la Corporación municipal son los principales motivos de la petición de este colectivo que ha atendido el juez. Y es que según FIDAP-2011, el ex alcalde “convocó dicho Pleno y tiene la obligación de conformar los expedientes con todos los informes jurídicos de los asuntos a tratar, además de ser la persona que aprobó las bases específicas de la convocatoria de dichas plazas y nombró funcionarios a dichos aspirantes con unos méritos no realizados”.

En cualquier caso, FIDAP-2011 no espera que Hermoso Murillo conteste a las preguntas, “al igual que la actual alcaldesa, Mayte Fernández, se negó a responder cuando declaró en los juzgados el pasado 5 de diciembre por su participación en estos hechos”.

De igual forma, y a petición de la acusación particular, también ha sido citada en calidad de testigo la jefa de Negociado de aquél entonces, Encarnación Gómez, que ya prestó declaración en su día ante el Ministerio Fiscal. El objetivo es “que ilustre a su señoría acerca de quién informó de los méritos y antigüedad de los aspirantes para conseguir dichas plazas, en virtud de los cuales se les otorgó hasta cinco puntos a pesar de no poder haber desarrollado las funciones propias de ayudantes de matarife al encontrarse cerrado el servicio de matadero desde el año 2007”. FIDAP-2011 recordaba que, según las bases aprobadas por Hermoso Murillo, “se debía acreditar experiencia profesional en el desarrollo de dichas funciones específicas que debían de ser plenamente coincidentes con las propias de las plazas y puestos objeto de dicha convocatoria mediante certificaciones emitidas por el propio Ayuntamiento”.

Segunda cita con la justicia en apenas unos meses

Esta es la segunda cita con la justicia de Joaquín Hermoso Murillo en apenas unos meses ya que el pasado 29 de octubre declaró también ante la juez por el caso Cerrú. Por aquel entonces, el ex alcalde, que estaba citado a las 12:00 horas, se presentó en los juzgados de la ciudad diez minutos antes acompañado por su abogado y declinó hacer declaraciones ante los numerosos periodistas que le esperaban en la entrada.

Dicha causa judicial se originó el pasado 11 de julio, cuando el Ayuntamiento de Puertollano fue objeto de registro por parte de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) en el marco de una importante actuación policial. Se llevaron a cabo 19 registros y nueve detenciones por supuestas irregularidades en la construcción del estadio Ciudad de Puertollano, más conocido como el Cerrú, y los terrenos de El Abulagar. Los delitos investigados son cohecho, malversación de fondos públicos, fraude, falsedad documental y blanqueo de capitales.