Nacional

Prevé "crear unos 3.500 empleos, entre directos e indirectos, en Castilla-La Mancha y Castilla y León"

ICPOR: "Nuestras granjas porcinas contribuyen a dinamizar y fijar población en el medio rural"

"El número de municipios en España de menos de 100 habitantes ha aumentado un 42% desde el año 2000, un incremento similar al registrado en Castilla-La Mancha (+36,5%)"

"El impacto de las granjas porcinas en otros sectores como el turismo es nulo. De 2013 a 2017 el censo porcino de la provincia de Cuenca ha aumentado un 13,9% hasta 245.325 cerdos, si bien el incremento en el grado de ocupación de los establecimientos rurales de la provincia en ese periodo ha aumentado más de un 42%"

"ICPOR no promueve macrogranjas. El número de plazas en las instalaciones que promueve está limitado conforme a la normativa vigente en España, una de las más restrictivas del mundo"

Con motivo del primer “Día de la prensa” de ICPOR, su gerente, Julián Redondo, ha analizado el modelo de desarrollo sostenible y a largo plazo de la compañía. La jornada se ha completado con una visita a la granja de madres de Cubo de la Solana (Soria), donde los periodistas han podido comprobar de primera mano cómo es el modelo de granja de ICPOR

La Comarca

24/09/2018

(Última actualización: 24/09/2018 22:57)

Imprimir

ICPOR, compañía española independiente especializada en integración porcina de cerdo blanco e ibérico desde 2012, "apuesta por un modelo de economía circular que permite enlazar diferentes sectores de actividad –agrícola, ganadero e industrial-, generando riqueza y valor añadido en su entorno, creando empleo y fomentando la fijación de población en el medio rural".

Este modelo de negocio se sustenta en tres pilares muy concretos: "promoción de granjas porcinas de última generación con las que contribuir a la modernización del sector porcino en España; cumplimiento a rajatabla de la normativa vigente en nuestro país, una de las más restrictivas del mundo; y desarrollo sostenible y a largo plazo donde el compromiso con el medio ambiente y el bienestar animal son dos de sus señas de gestión".

Así lo ha explicado y detallado Julián Redondo, gerente de ICPOR, en un encuentro con periodistas de Castilla–La Mancha y Castilla y León con motivo del primer “Día de la prensa’ organizado por la compañía, en línea con la política de transparencia y de acercamiento a la sociedad de ICPOR. Los periodistas, además, han podido comprobar in situ la aplicación de este modelo con la visita a una granja de cerdas reproductoras promovida por ICPOR en Cubo de la Solana (Soria), ejemplo de los futuros desarrollos que tiene en marcha la compañía por ejemplo en distintos municipios de Cuenca como Zarzuela y Almendros.

Un frente común para combatir la despoblación del mundo rural

Según datos del Instituto Nacional de Estadística , seis de cada diez municipios en España tienen menos de 1.000 habitantes y en ellos vive apenas el 3% de la población. De los 8.124 municipios que existen en España, 1.319 tienen menos de 100 habitantes y el número de municipios de estas características ha incrementado globalmente un 42% desde el año 2000. En Castilla-La Mancha en concreto, el número de municipios de este tipo ha aumentado un 36,5% en el periodo.

El modelo de desarrollo sostenible y a largo plazo de ICPOR y las granjas porcinas de última generación que promueve pueden convivir perfectamente con otras iniciativas para combatir la progresiva despoblación del mundo rural. “Nuestro modelo de economía circular nos permite generar riqueza, crear empleo y fijar población en el entorno rural”, ha explicado el gerente de ICPOR. “A medio plazo, prevemos crear en torno a 3.500 empleos, entre directos e indirectos, en el medio rural de Castilla-La Mancha y Castilla y León”, ha anunciado Julián Redondo.

“Las granjas que promovemos incorporan los sistemas más avanzados de gestión porcina en aspectos como el control permanente de nuestros animales y de las condiciones ambientales de la instalación para garantizar su bienestar; cuentan con soluciones innovadoras y eficientes para racionalizar el consumo de recursos hídricos y energéticos, minimizando su impacto ambiental; su diseño permite una integración perfecta en su entorno e incorporamos las herramientas más avanzadas para favorecer un entorno seguro e inodoro, incluyendo una gestión responsable y sostenible del purín: sin filtraciones y sin olor”, ha detallado Redondo durante el encuentro con periodistas celebrado en la granja de madres de Cubo de la Solana (Soria).

Nulo impacto de las granjas porcinas en el turismo

Durante el encuentro, Julián Redondo ha clarificado numerosos conceptos que se están trasladando a la población de modo incorrecto como puede ser que la puesta en marcha de una granja porcina en un municipio supondría una merma para el desarrollo de otras actividades como las relacionadas con el turismo o las mal llamadas “macrogranjas”, Los datos objetivos desmienten tales afirmaciones.

Lleida es una de las provincias con mayor densidad de cerdos por km2 de España, según datos de la Subdirección General de Estadística de la Secretaría General Técnica del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación. En concreto, hay 362,2 cerdos por km2, 27 veces más que en la provincia de Cuenca (13,25 cerdos/km2).

De 2013 a 2017, el censo porcino en la provincia de Lleida ha aumentado un +17% hasta superar 4,1 millones de cerdos. En ese mismo periodo, la evolución del turismo en la provincia ha incrementado un +21%.

En la provincia de Cuenca, el crecimiento registrado en el periodo en ambos parámetros es similar: el censo porcino ha aumentado un +13,9% hasta 245.325 cerdos mientras que el número de turistas que visitaron la provincia incrementó un +11,6%, si bien, al analizar el grado de ocupación en el turismo rural, entorno donde se ubican las granjas porcinas, el crecimiento en este sector duplica el aumento del censo porcino (+27,5%) y lo triplica en fines de semana (+42,4%).

Analizando estos datos se puede concluir que una granja porcina no ahuyentaría a los turistas ni tendría un impacto significativo en el sector. “Demonizar las granjas porcinas es un gran error. Nuestros proyectos son una alternativa más que contribuye a fijar población en el medio rural y los datos demuestran que pueden convivir perfectamente con otras iniciativas que permitan dinamizar el medio rural en España, algo fundamental si queremos combatir la creciente despoblación de nuestros pueblos”, ha afirmado Julián Redondo durante el primer “Día de la prensa” de ICPOR.

ICPOR no promueve ‘macrogranjas’

“En ICPOR no promovemos macrogranjas. Las macrogranjas que puedan estar operativas en España son anteriores al año 2000 y ninguna es nuestra. En las granjas que promovemos el número de plazas está limitado conforme a la normativa vigente en España”, ha afirmado Julián Redondo, gerente de ICPOR.

El Real Decreto 324/2000 de marzo de 2000 reguló, entre otros aspectos, el tamaño de las granjas porcinas en España y en él se afirmaba textualmente que “en ningún caso podrá autorizarse la instalación de explotaciones con una capacidad superior a 864 UGM ”. Es decir, limitaba el número de máximo de plazas que podía tener una granja porcina. “El modelo estadounidense de regulación y clasificación de granjas porcinas, funciona a la inversa: fija el número mínimo de animales que puede albergar una instalación, pero no delimita el número máximo, al contrario de lo que ocurre en el modelo español”, ha explicado Julián Redondo. Así, en estados como Carolina del Norte o Iowa puedes encontrar granjas que cada día albergan a más de 20.000 animales.

Durante el encuentro, Julián Redondo también ha ofrecido una visión global sobre la situación actual del sector porcino en España, que da trabajo a más de 1,3 millones de personas entre empleos directos e indirectos ; genera un volumen de negocio de más de 15.000 millones de euros anuales y representa el 14% de la producción agraria, el 37% de la ganadera y el 1,4% del PIB de España.

Compromiso medioambiental: una gestión sostenible y responsable del purín

Otro de los aspectos en los que se ha detenido Julián Redondo ha sido en la gestión sostenible y responsable del purín que realiza ICPOR de este subproducto ganadero.

Las granjas que promueve ICPOR incorporan balsas de almacenamiento de hormigón y totalmente impermeabilizadas con capacidad para al menos 6 meses, el doble de lo que determina la normativa vigente, y con pozos testigo que se analizan periódicamente para garantizar la estanqueidad de la balsa. “Una mayor capacidad de la balsa nos permite una gestión más eficiente del purín, adecuándonos a los tiempos reales de las siembras y evitando fechas sensibles como fiestas y fines de semana. Además, para su aplicación utilizamos las Mejores Técnicas Disponibles (MTDs): la inyección o el tapado instantáneo que minimizan el olor”, ha explicado Julián Redondo.

Dependiendo de las necesidades específicas de la granja y de las características concretas del terreno, ICPOR realiza un proceso de tratamiento y depuración del purín –separación del componente líquido y sólido- para la obtención de un compost absolutamente inodoro, cuya muestra recibieron los asistentes a la primera edición del “Día de la prensa” de ICPOR.

Cubo de la Solana, el modelo de granja de madres de ICPOR

La granja de cerdas reproductoras y selección genética de Cubo de la Solana (Soria) es el modelo de granja de madres de ICPOR y, como tal, recibe visitas periódicas de diferentes colectivos para comprobar de primera mano cómo son las granjas porcinas que promueve ICPOR. “Cumpliendo con los estrictos controles de acceso que por motivos de bioseguridad tiene una instalación como Cubo de la Solana, estamos encantados de que alcaldes y demás miembros de corporaciones municipales, representantes de partidos políticos, organizaciones o colectivos vecinales y de desarrollo local, en definitiva, nuestros públicos de interés, quieran visitar la granja y comprobar de primera mano cómo son las instalaciones que promovemos”.

Cubo de la Solana está operativa desde marzo de 2017 y supuso la inversión de 6,3 millones de euros. Tiene capacidad para 2.685 madres con su reposición y destete y actualmente da trabajo a unas 60 personas, entre empleos directos e indirectos. Cuenta con áreas específicas e independientes destinadas a cada proceso que garantizan el máximo control y seguridad en la cadena de producción con una trazabilidad absoluta y la máxima calidad del producto.

Sobre ICPOR

ICPOR es una compañía española independiente especializada desde 2012 en la integración porcina de cerdo blanco e ibérico. Las granjas de última generación que promueve ICPOR son pioneras en Europa y únicas en España e incorporan las tecnologías y sistemas de gestión porcina más avanzados. La seguridad, la eficiencia y el respeto al medio ambiente son sus señas de gestión. Este modelo de desarrollo sostenible modernizará el sector porcino en España.