Puertollano

Denuncia ante la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha

La Plataforma Medioambiental de Puertollano insta a la Consejería a que sancione a los responsables de las “irregularidades” en la Cañada Real

Piden además que se elimine toda alteración ya realizada en el espacio de la cañada, y que el espacio de la vía pecuaria quede expedito y diáfano para el paso de los rebaños trashumantes

La Comarca

08/06/2018

(Última actualización: 08/06/2018 22:22)

Imprimir

La Plataforma Medioambiental de Puertollano informa en nota de prensa que ha denunciado ante la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural del Gobierno de Castilla-La Mancha, las “irregularidades” en las "actuaciones urbanísticas" que se estan realizando en un tramo de la Cañada Real Soriana Oriental a su paso por Puertollano, y que, a su juicio, “suponen una alteración y una reducción en la superficie del espacio disponible para el paso de los rebaños trashumantes”.

Asimismo recuerdan que estas obras se iniciaron con anterioridad a que el Ayuntamiento tuviera la autorización del Gobierno regional, ya que arrancaron el 20 de abril, el permiso lo solicitaron el 17 de mayo, y la autorización llegó al Ayuntamiento de Puertollano el 25 de mayo. Por lo que instan al ente competente a que se sancione, “como legalmente proceda, a los responsables por realizar obras sin la autorización”.

En este sentido, han solicitado a la Consejería que se les remita toda la documentación relativa a las obras a efectuar en la vía pecuaria citada anteriormente, así como que les tengan como parte interesada en las mismas. Sin olvidarse de solicitar que el procedimiento de las obras se ajuste “escrupulosamente” a las normas vigentes.

Además, piden que se elimine toda alteración ya realizada en el espacio de la cañada, y que el espacio de la vía pecuaria quede expedito y diáfano para el paso de los rebaños trashumantes. En todo caso, sugieren que se ajardinen los límites exteriores de la cañada, pero que quede libre su interior, “ya que la extremadamente pequeña anchura en que se ha dejado la misma, ha visto reducir notablemente el espacio útil para los rebaños”.

Hay que recordar que conforman la Plataforma Medioambiental de Puertollano: Activistas DHE, Asociación Arañazos, Asociación Protectora de Animales y Plantas 'Huellas', Ecologistas en Acción – Valle de Alcudia, EQUO, Izquierda Unida, Plataforma Ciudadana por el Futuro de Puertollano y Podemos.

Comunicado de prensa completo

La Plataforma Medioambiental de Puertollano denuncia, ante el Gobierno de Castilla-La Mancha, a través de la "Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural", las irregularidades en las obras de la Cañada Real Soriana Oriental a su paso por esta ciudad.

En opinión de esta plataforma, las obras que se están realizando en el interior de la vía pecuaria denominada Cañada Real Soriana Oriental, en su entrada norte a la ciudad de Puertollano, suponen una alteración y una reducción en la superficie del espacio disponible para el paso de los rebaños trashumantes, que aún siguen pasando por ahí cada año con destino al cercano Valle de Alcudia.

En el escrito de denuncia, recordamos al consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural que las obras se iniciaron con anterioridad a que el Ayuntamiento, a la sazón promotor de la obra, tuviera la preceptiva autorización del gobierno regional, cosa que nos parece bastante irregular. Igualmente, nos parece impropio de una administración pública que, entre otras cosas, tiene la función de velar por el cumplimiento de las normas y multar, en su caso, a los ciudadanos que realizan obras sin autorización municipal, por ejemplo.

Según la información pública disponible, el inicio de las obras se produjo el 20 de abril, el permiso lo solicitan el 17 de mayo, y la autorización gubernativa la obtuvo el Ayuntamiento de Puertollano el 25 de mayo. ¡Curioso y sorprendente modo de proceder de una administración pública!

Además de las irregularidades en el inicio de las obras, respecto al contenido de las mismas, es evidente que incumplen las normas de la vigente Ley de Vías Pecuarias, "Ley 9/2003, de 20 marzo de las Cortes de Castilla-La Mancha, publicado en el DO. Castilla-La Mancha 8 abril 2003", como lo demuestra el hecho de que el gobierno regional las haya paralizado.

Además, estas actuaciones no suponen una excepción en la política municipal sobre las vías pecuarias de su término municipal, sino que hay que englobarlas en una práctica que se viene repitiendo desde hace décadas. De hecho, estas obras son totalmente coherentes con los hechos de décadas anteriores: los gobiernos municipales se han caracterizado por la política de ningunear la red de vías pecuarias, intentando hacerla casi desaparecer, invadiendo y haciendo perder un patrimonio público de gran valor histórico y de planificación urbanística. En este sentido, y a modo de ejemplo, cabe recordar la construcción de carriles asfaltados en la cañada a la altura del polígono de La Nava; el abandono de la práctica totalidad de las cañadas, cordeles, veredas, coladas, descansaderos y abrevaderos; la urbanización de terrenos de la cañada en las cercanías de las Pocitas del Prior; la Cañada Real Soriana Oriental que, en su entrada norte antes de entrar a la ciudad, se ha reducido de 75 a 20 metros, etc., etc., etc. Todo esto contrasta con la "política de escaparate" cuando, el mismo ayuntamiento, hace homenajes en forma de monumentos a la trashumancia en la rotonda de salida de Puertollano hacia Córdoba. Por un lado se homenajea, lo que por otro se destruye.

Evidentemente, esta política municipal de eliminación de las vías pecuarias tiene a su máximo gestor responsable, el Gobierno Regional, como "convidado de piedra", dejando hacer, cuando no colaborando con los usurpadores, en la mayoría de los casos.

En esta ocasión, la tradicional dejadez del Gobierno Regional ha tenido que hacer una pausa, y paralizar las obras ante las denuncias de partidos políticos y colectivos de la ciudad.

Por todo lo anterior, la Plataforma Medioambiental de Puertollano ha solicitado a la consejería:

- Que se nos remita toda la documentación relativa a las obras a efectuar en la vía pecuaria citada anteriormente, así como que nos tengan como parte interesada en las mismas.

- Que el procedimiento de las obras se ajuste escrupulosamente a las normas vigentes.

- Que se elimine toda alteración ya realizada en el espacio de la cañada.

- Que se sancione, como legalmente proceda, a los responsables por realizar obras sin la autorización de la administración competente, en este caso del Gobierno Regional.

- Que el espacio de la vía pecuaria quede expedito y diáfano para el paso de los rebaños trashumantes. En todo caso, sugerimos que se ajardinen los límites exteriores de la cañada, pero quede libre su interior, ya que la extremadamente pequeña anchura en que se ha dejado la misma, ha visto reducir notablemente el espacio útil para los rebaños.

Esperamos que la consejería de Medio Ambiente, que tiene bajo su responsabilidad el cumplimiento de las leyes y, en este caso, la conservación de la red de vías pecuarias, actúe en este sentido, y haga valer las normas que protegen este importante patrimonio público histórico.