Provincia

Abarcará desde la calle doña Crisanta a calle Arenal y el asfaltado del tramo comprendido entre Oriente y la N-310

En febrero comenzará una nueva fase de las obras de renovación y mejora de la avenida Juan Carlos I de Tomelloso

Con una inversión total que rondará los 500.000 euros, con cargo a Planes provinciales de la Diputación (120.000 euros) y fondos propios del Ayuntamiento

La Comarca

02/01/2018

(Última actualización: 04/01/2018 17:52)

Imprimir

En febrero próximo comenzará una nueva fase dentro del proyecto de renovación y mejora previsto por el Ayuntamiento de Tomelloso para la avenida Juan Carlos I. Así lo ha explicado la alcaldesa de la ciudad, Inmaculada Jiménez, en un encuentro con los medios de comunicación en el que ha avanzado que la inversión para esta nueva fase rondará los 500.000 euros, 120.000 con cargo a los Planes Provinciales de Obras de la Diputación y el resto, de fondos propios del Ayuntamiento, procedentes del superávit del ejercicio presupuestario de 2016.

El proyecto anunciado incluirá la remodelación completa de la zona peatonal del paseo, desde la calle Doña Crisanta a Arenal, un tramo de un kilómetro de longitud y 6 metros de anchura, unos 6.000 m² de superficie de actuación. En esta fase también se ha incluido el asfaltado del tramo comprendido entre la calle Oriente y la N-310, deteriorado por las obras de mejora del colector principal, según ha avanzado el concejal del área de Servicios al Territorio, José Ángel López.

Con esta histórica inversión, ha recalcado la alcaldesa, se transformará esta zona de Tomelloso, “dotando de una imagen urbana a la ciudad, en un espacio plenamente integrado y convirtiendo esta avenida en una vía principal, con una estética cuidada y un aspecto moderno y funcional”. Con esa nueva imagen, ha añadido, “favorecemos además al sector terciario: comercio y hostelería” Y es que, ha explicado Jiménez, el objetivo es también en todas las actuaciones que se realizan contribuir al desarrollo de la promoción económica”. Ha señalado en este sentido que “no es casual” que en el caso de la Avenida Juan Carlos I se hayan instalado, a raíz de las obras acometidas hasta ahora, nuevas superficies comerciales atraídas por el nuevo aspecto urbano”.

Jiménez ha recordado que la primera fase de proyecto, ya concluida, afectó tramo de la avenida desde la rotonda del barrio del Pilar a la del supermercado Mercadona e incluyó el cambio del colector, triplicando su capacidad y la capacidad de abastecimiento de agua potable, lo que supuso una inversión de un millón de euros.

Esta segunda fase que se iniciará en febrero abarcará, por un lado, desde la calle Doña Crisanta, acera de los impares, a la Calle Terreras, con plazo de ejecución de dos meses y, de manera simultánea, desde la calle Terreras a calle Arenal, con una duración de cuatro meses.

Obras

En el primer caso, ha explicado el concejal de Servicios al Territorio, las obras, que son las que se realizan con fondos de la Diputación, revisten más complejidad, “porque será necesario sacar las aguas por un colector central para evitar charcos e inundaciones, ya que la cota de las viviendas es más baja que la calzada”.

Las obras incluirán, en ambos casos el solado de las aceras con baldosas gris oscuro y gris más claro, creando unos paseos amplios de plataforma única; la alineación de los alcorques y eliminación de los parterres que originaban problemas de charcos y polvo; la colocación de bordillos de granito, más resistentes a las inclemencias del tiempo y a la erosión por el uso y la dotación de mobiliario urbano de calidad: bancos, papeleras y marquesinas, además de paneles turísticos, como los instalados en la primera fase, alusivos a artistas y escritores de la localidad y carteles con los nombres de las calles.

También incluyen las obras la instalación del sistema de riego para los árboles, hasta ahora inexistente y la aportación de tierras vegetales, en las zonas arboladas, así como la renovación del sistema de iluminación, con el cambio de las actuales luminarias por otras de tipo LED, “más eficientes, con mejor luz y menor consumo”.

Después de esta segunda fase quedarán pendientes aún, ha explicado López, los bulevares de la zona del sector 2, que aún se está consolidando con la instalación de nuevas superficies terciarias y espacios comerciales y de ocio, razón por la que van a esperar para ver qué configuración adquiere finalmente para no tener que alterar los paseos con obras posteriores; el tramo de la avenida comprendido entre la calle Arenal y calle Oriente, donde está el parque de Lepe y el carril bici. Obras que está previsto desarrollar en próximos ejercicios presupuestarios.

En el caso del carril bici, ha señalado el concejal, el equipo de gobierno ha enviado ya su propuesta al resto de grupos políticos con representación en el Ayuntamiento, “algo inédito”, ha recalcado, y les ha dado un plazo de dos meses para que la valoren, den su opinión y presenten sus aportaciones o sus propias propuestas alternativas para ser analizadas.

Adjuntos

Inmaculada Jiménez:

José Ángel López: