Nacional

En el Día de la Hispanidad

La gastronomía española cruza fronteras

La adaptación internacional de platos tan típicos como la 'paella valenciana' se ha convertido en una tendencia en auge

La Comarca

12/10/2017

(Última actualización: 15/10/2017 09:10)

Imprimir

La gastronomía española es uno de los alicientes que todo extranjero tiene a la hora de visitar nuestro país. Concretamente, es la “paella” valenciana uno de los platos más característicos, el que más ansían consumir los turistas que visitan nuestra costa y el que más se está internacionalizando. Es más, desde la madre de todas las “recetas” de paella, la paella valenciana clásica- se han ido desarrollando muchas otras versiones adaptadas a los ingredientes disponibles en cada región o país o incluso a las costumbres culinarias de cada casa.

Esto ha sido motivo de múltiples debates entre aquellos que consideran que la paella debe tener judiones, pollo y conejo; y los que creen que una paella puede tener marisco, pescado o lo que coincida esa temporada. Es decir, un arroz, en cualquiera de sus variedades. En Cookpad hay más de 600 recetas de “arroces” y otras tantas de “paellas”, cuya diversidad refleja la de los muchos lugares de donde son las personas que las han publicado.

La diversidad de España se muestra en algo tan conocido como este plato, con sus miles de recetas adaptadas a cada región, donde se ha sabido adaptar esta combinación de arroz, caldo, carne, pescado y verduras a los recursos y productos más accesibles y habituales en su localidad. Por ejemplo, un arroz caldoso con bogavante y nécoras en Galicia; un arroz de caldero murciano, un arroz brut de Mallorca o un arroz castellano, con carne de caza y especias; un arroz con costra ilicitano, arroz negro, un arroz campero andaluz, un arroz al horno castellonense, con sus garbanzos y morcilla; o incluso un rico arroz meloso con lo que mejor esté esa temporada.

E incluso traspasa fronteras para adaptarse a las características de la cocina internacional, destacando, por ejemplo la de México, entendida como una mezcla de mar y montaña; la de Argentina, en donde indiscutiblemente lleva pescado o marisco y que cada vez se realiza más en el denominado Disco de Arado, algo similar a la paellera española. Sorprenden también la japonesa, con mantequilla y soja como ingredientes básicos; la puertorriqueña, de cerdo, pollo y chorizo; la francesa, con chorizo y zanahoria para darle color; e incluso la ecuatoriana, con pulpo y perejil.