Argamasilla de Calatrava

El nuevo emplazamiento de la feria de noche en ‘Huerta Asaura’, un gran éxito

El balance de las Fiestas Patronales de Argamasilla de Calatrava deja un excelente sabor de boca

Las peñas encarnan el mejor ánimo del ciclo en honor a la Virgen del Socorro

La Comarca

11/09/2017

(Última actualización: 13/09/2017 21:35)

Imprimir

Argamasilla de Calatrava cerraba este domingo sus Fiestas Patronales que, en honor a la Virgen del Socorro, comenzaban el pasado miércoles. Han sido cinco intensos días en los que la altísima participación en todas y cada una de las propuestas ofertadas desde el Ayuntamiento ha sido la pauta dominante, al igual que en las citas religiosas a las que han contribuido Hermandad y Parroquia.

Para Jacinta Monroy, alcaldesa de esta entusiasta población ciudadrealeña, no ha pasado desapercibido que “el corazón de estas celebraciones han vuelto a ser nuestras peñas, que han hecho gala en nuestras calles de convivencia en alegría y hermandad, algo que se ve poco en nuestro entorno y de lo cual nos sentimos muy felices”.

La regidora apunta que en estos días “se han echado a las calles a cientos, por no decir miles de personas si tenemos en cuenta la presencia de visitante que se han sumado a determinados eventos”. Tal fue el caso, especialmente, de los conciertos de Huecco y David de María o el espectáculo Esmeralda on Tour que, junto a la feria que hace felices sobre todo a los más pequeños, ha tenido este año un nuevo emplazamiento.

En concreto el Parque ‘Huerta Asaura’, que últimamente venía acogiendo un mayor número de acontecimientos, se ha revelado ya de manera definitiva como el referente más ideal para estas fechas festivas, a tenor del respaldo de la ciudadanía durante la pasada semana. “Era una apuesta de este equipo de Gobierno trasladar la actividad nocturna al parque para centralizar allí todo y modestamente tenemos que decir que ha tenido una gran aceptación, también por la comodidad que supone disfrutar en un espacio abierto y seguro como éste”, apunta Monroy Torrico.

En las horas de mediodía, no obstante, ha sido el clásico escaparate de la Plaza del Ayuntamiento y de la calle Mayor, junto al Centro Cultural, donde el buen ánimo se ha desbordado. Allí se ha sucedido el baile del vermut que, como cada año, ha tenido un gran ambiente, con la presencia de las orquestas Jenassan y Veladas. “Es ya un clásico que nuestras peñas tomen la plaza, su plaza porque al fin y al cabo qué mejores testigos que ellas y sus componentes pueden tener la generosidad y buena acogida a quienes nos visitan que nos caracteriza a todos los rabaneros”. A todas ellas se destinaba la jornada del sábado como Día de las Peñas, que incluyó por la tarde la fiesta Peñeros 2017, que este año encarnan Juliana Herrera y los niños Ariadna Gutiérrez y Anastasio Martín.

También se ha referido la alcaldesa a la Hermandad de la Virgen del Socorro “con la que hemos tenido una coordinación estupenda y que también ha trabajado lo indecible”; a la Asociación de Amas de Casa; a los peñeros mayores e infantiles y a sus familias; a la Agrupación Musical y al resto de asociaciones implicadas.

“La coordinación y las ganas de aportar por parte de todos permiten hacer un balance muy satisfactorio de los días de fiestas y afrontar con entusiasmo el reto de organizar las próximas”, señala la regidora. Además, muestra su gratitud para con sus compañeros concejales y la Corporación en general, así como a los trabajadores municipales, haciendo una mención especial “al encomiable papel a la Policía Local, Protección Civil y servicios sanitarios por su entrega durante las fiestas velando por sus vecinos mientras éstos sí podían disfrutar”.

La Concejalía de Cultura y Festejos preparó una programación variada. Como reconoce su titular, Estela Céspedes, “hemos preparado unos días de fiesta para todas las edades en los que, tanto los niños como los jóvenes y la gente más adulta, han tenido su espacio y han podido disfrutar de música, juegos, gastronomía… y, sobre todo, por la buena acogida de las actuaciones musicales para las que, como siempre, intentamos que haya variedad y diversidad, abarcando a todos los segmentos de población”.

Cabe destacar el interés que despertaron otras citas festivas como las degustaciones gastronómicas típicas y, particularmente, el ya irrenunciable pisto ‘al hijo ausente’ ofrecido por las Amas de Casa. El festejo taurino de este año también fue muy bien recibido, sin olvidar las propuestas matinales para los niños; la actuación flamenca de El Claus; la revista de Ana Nájera, Carmen Cordero, Ángel García y Mario Bueno; las fiestas de madrugada para los jóvenes; la charanga; o la actuación de copla y canción española con Maite Adrián.

Y como no podía ser de otra manera, las fiestas rabaneras han estado marcadas también por los actos religiosos. El día 7 de septiembre, la Virgen del Socorro se trasladó desde su santuario hasta la iglesia parroquial de la Visitación de Nuestra Señora, siendo recibida a la entrada del pueblo por autoridades y vecinos y particularmente por mediación de Esther Ruiz Torres este año.

El día grande y de gran fervor se vivió el viernes 8 de septiembre, destacando la ofrenda floral a la Virgen, que tuvo lugar antes del inicio de la procesión que recorrió el itinerario de costumbre. A mediodía había sido la misa principal de la jornada. Al día siguiente, en la parroquia tuvo lugar un concierto de la Coral Polifónica.