Puertollano

Mostró su oposición a que los ediles de esta coalición, Jesús Manchón y Natalia Fernández, se presentaran a una bolsa de trabajo municipal

Puertollano: Agustín Pérez Motilla abandona IU tras ser objeto de una resolución sancionadora por sus críticas

Fue la gota que colmó el vaso de lo que podía soportar o la perfecta excusa para solicitar su expulsión ante una situación que era ya “insoportable”

La Comarca

14/06/2017

(Última actualización: 16/06/2017 19:46)

Imprimir

Agustín Pérez Motilla ha solicitado la baja como afiliado de Izquierda Unida “ante la decisión de la dirección local de IU de convocar una Asamblea Extraordinaria para presentar una resolución sancionadora por dar a conocer su opinión sobre la presentación de los concejales de esta organización a la convocatoria del Ayuntamiento de Puertollano para cubrir una bolsa de trabajadores adscritos al Patronato Municipal de Deportes” según consta en el documento de baja que el exconcejal e histórico militante entregaba a esta coalición política el pasado 9 de junio y que después ha dado a conocer en las redes sociales.

No obstante, y según declaraciones de Pérez Motilla a La Comarca, la asamblea extraordinaria convocada para presentar una resolución sancionadora por sus críticas en Facebook a los concejales Jesús Manchón (también coordinador de la agrupación local de Puertollano) y a Natalia Fernández, fue la gota que colmó el vaso de lo que podía soportar o la perfecta excusa para solicitar su expulsión ante una situación que era ya “insoportable” al no poder manifestar lo que él quería en las asambleas de IU en las que participaba. “Cuando daba mi opinión las asambleas terminaban siempre en un corrillo donde se comentaba que había que echarme y que sin ´mí esto sería una balsa de aceite” añade Motilla.

Por otra parte, en su solicitud de baja recuerda que lleva en IU Puertollano desde su fundación en 1986, “y nunca se ha perseguido a nadie por sus opiniones”. Por lo que se muestra sorprendido con “este nuevo comportamiento, de abrir expediente sancionador a un afiliado por criticar en su muro de Facebook una decisión errónea de los concejales; ni que decir tiene que también es la primera vez que esto ocurre en la Asamblea de IU Puertollano, ¡y mira que ha habido opiniones discrepantes en esta organización!”.

Pérez Motilla señala que “la dirección local ha decidido que debe expulsarme, y, aprovechando mi opinión sobre el inmenso error político que supone presentarse a las convocatorias públicas del Ayuntamiento, siendo concejales, me ha abierto un expediente sancionador. IU Puertollano ha pasado de defender la pluralidad interna a perseguir al disidente, considerándole el “enemigo interno”. En esta IU excluyente y sectaria, yo no puedo estar. Por eso, pido mi baja como afiliado de IU Puertollano” concluye la carta de solicitud de baja.

Solicitud de baja de Agustín Pérez Motilla

Ante la decisión de la dirección local de IU de convocar una Asamblea Extraordinaria para presentar una resolución sancionadora contra el que esto escribe por dar a conocer su opinión sobre la presentación de los concejales de esta organización a la convocatoria del Ayuntamiento de Puertollano para cubrir una bolsa de trabajadores adscritos al Patronato Municipal de Deportes, manifiesto que:

Agustín Pérez Motilla en una rueda de prensa

1. Yo esperaba una asamblea, no para perseguir la opinión de un afiliado, sino para que los concejales dieran sus explicaciones por el error político de presentarse a las convocatorias públicas de este Ayuntamiento. Decía Confucio que “cuando el sabio señala la luna, el torpe mira el dedo” Pues eso hace la dirección local, intentan eliminar al mensajero, en lugar de dar las explicaciones oportunas sobre el hecho en cuestión, que, siendo concejales de este Ayuntamiento, se presenten para cubrir plazas municipales. Nunca, y subrayo lo de nunca, se han presentado concejales para cubrir puestos de trabajo municipales. Y es especialmente doloroso cuando son los concejales de IU los que rompen este comportamiento ejemplar en nuestra ciudad y, más, cuando en otros ayuntamientos, los de IU han criticado con una dureza extraordinaria que concejales de otros partidos se hayan presentado y obtenido plaza. En temas de ética política, la izquierda debería ser intachable, aunque sólo fuera para dar ejemplo.

2. Llevo en IU Puertollano desde su fundación en 1986, y nunca se ha perseguido a nadie por sus opiniones. Al contrario, se consideraba la pluralidad interna como una de nuestras señas de identidad. Por eso, sorprende aún más este nuevo comportamiento, de abrir expediente sancionador a un afiliado por criticar en su muro de Facebook una decisión errónea de los concejales; ni que decir tiene que también es la primera vez que esto ocurre en la Asamblea de IU Puertollano, ¡y mira que ha habido opiniones discrepantes en esta organización!

3. Yo no voy a renunciar a dar mi opinión en la forma que considere oportuna. El primero de los compromisos que exigía Gandhi a sus discípulos era el voto de la verdad, que debía estar por encima de cualquier otra consideración. Comparto esta apreciación: si mis opiniones no coinciden con la posición adoptada por IU local, lo siento pero la mantendré, a no ser que me convenzan de lo contrario. Si siempre he votado en contra de la privatización de los servicios públicos, incluyendo el voto en contra de la privatización del alumbrado público, que conseguimos frenar, no puedo apoyar el cambio de parecer de IU apoyando con ardor su privatización; si durante años hemos conseguido que el PSOE metiera en el cajón el proyecto de remodelación de la calle Ancha que reducía acerado, ampliaba los carriles para el coche y aumentaba sus aparcamientos, no puedo ahora defender que los concejales IU apoyen este proyecto. Así podía seguir en cada uno de los cargos que se me imputan en el expediente: los asumo todos. Yo no puedo renegar de mis principios ni renegar de lo que he defendido siempre por el cambio en la orientación del actual grupo municipal.

4. Manifestar estas opiniones en las asambleas y en las redes sociales me ha supuesto recibir comentarios injuriosos en corrillos post-asambleas o en el grupo de WhatsApp de la Asamblea Local IU, del tipo de “lo que hay que hacer es echarlo”, “todo nos iría mejor si Agustín no estuviera en IU”, etc. Y la dirección local ha decidido que debe expulsarme, y, aprovechando mi opinión sobre el inmenso error político que supone presentarse a las convocatorias públicas del Ayuntamiento, siendo concejales, me ha abierto un expediente sancionador. IU Puertollano ha pasado de defender la pluralidad interna a perseguir al disidente, considerándole el “enemigo interno”. En esta IU excluyente y sectaria, yo no puedo estar. Por eso, pido mi baja como afiliado de IU Puertollano.

Fdo. Agustín Pérez Motilla

Puertollano, 9 de junio de 2017