Ciudad Real

Más de 2.220 operaciones en un año

Más del 70 por ciento de las intervenciones oftalmológicas realizadas en el Hospital General de Ciudad Real son por problemas de cataratas

El servicio de Oftalmología ha realizado en el primer semestre del año 772 intervenciones de cataratas, la patología más común asociada a la edad, que supone el 70 por ciento de media de la actividad quirúrgica total

La Comarca

12/08/2016

(Última actualización: 12/08/2016 23:59)

Imprimir

Más del 70 por ciento de las intervenciones realizadas por el servicio de Oftalmología del Hospital General Universitario de Ciudad Real, centro dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, son operaciones de cataratas, una de las patologías más frecuentes asociadas a la edad.

Sólo el año pasado se realizaron más de 2.220 operaciones oftalmológicas, de las cuales 1.615 fueron cataratas. Según los últimos informes correspondientes al balance de actividad de los cinco primeros meses de 2016, en este periodo se han realizado 772 intervenciones de cataratas en el Hospital de Ciudad Real. La previsión es que finalizado el año “hayan incrementado aproximadamente un 5 por ciento el número de biometrías”, subraya el doctor Halaoui, jefe del servicio de Oftalmología de Ciudad Real.

Unos datos que vienen avalados por la tendencia marcada en años anteriores en los que el aumento de intervenciones oftalmológicas ha sido constante. En 2014, por ejemplo, se realizaron 1.545 cirugías de cataratas de un total de 2.214 operaciones llevadas a cabo por el servicio de Oftalmología y el año siguiente se registraron 70 casos más de esta patología.

Este incremento puede estar motivado por varias variables, una de ellas es que se trata de una patología crónica muy prevalente en la población mayor de 65 años asociada principalmente al proceso de envejecimiento. El aumento de la esperanza de vida tiene una relación directa, ya que esta patología ha incrementado en consonancia. También influye el avance de la tecnología que permite que las operaciones sean más rápidas y menos agresivas, lo que permite reducir los tiempos de espera para ser atendido.

La intervención de cataratas tiene un porcentaje de éxito superior al 95 por ciento, además de tratarse de un proceso breve y poco agresivo.

El único proceso para resolver la pérdida de visión producida por la catarata es la cirugía. La gran mayoría de las operaciones de este tipo se realizan con anestesia tópica ya que se trata de una intervención breve que no requiere ingreso posterior. Generalmente el paciente es dado de alta a las pocas horas de la cirugía.

La catarata es la pérdida de la transparencia de una lente natural presente en el interior del ojo denominado cristalino. Su principal función es ayudar al ojo a enfocar imágenes con nitidez. A medida que se desarrolla esta patología el cristalino pierde transparencia y flexibilidad y se reduce hasta desaparecer su capacidad de enfoque.