Región

Critica que Page gaste casi 8 millones de euros al año en derivar pacientes que necesitan una cirugía cardíaca a la sanidad privada

Jiménez Prieto: “Page presume de ser el defensor de lo público solo de palabra, porque con los hechos demuestra todo lo contrario”

Asegura que “las derivaciones a la sanidad privada han de ser coyunturales y solo tienen sentido si, en algún momento, el sistema público es incapaz de atender todas las necesidades de los pacientes, de ninguna manera pueden convertirse en una costumbre”

Denuncia que “seguir gastando casi 8 millones de dinero público para derivar esta cirugía a la sanidad privada es sintomático de un Gobierno irresponsable con lo público y demagogo con los ciudadanos”

La Comarca

02/06/2016

(Última actualización: 02/06/2016 21:17)

Imprimir

El diputado regional del Grupo Parlamentario Popular de las Cortes de Castilla-La Mancha, Juan José Jiménez Prieto, ha asegurado que Page presume de ser el defensor de lo público “solo de palabra, porque con los hechos demuestra todo lo contrario”.

Según ha apuntado, durante su intervención en el Pleno de las Cortes regionales celebrado hoy, Castilla-La Mancha necesita un nuevo servicio de cirugía cardiaca porque el Sescam solo cuenta con un servicio de estas características en la región, ubicado en el Hospital de Toledo.

En este sentido, ha explicado que el Gobierno de Page se ha gastado 7.758.780 euros en un año en derivar pacientes que necesitan una cirugía cardíaca a la sanidad privada, casi 8 millones de euros que se podrían haber ahorrado si se hubiera montado este servicio en algún centro hospitalario de la región.

El diputado regional ha insistido en la necesidad de crear un nuevo servicio de cirugía cardiaca en un hospital público para potenciar el sistema público y mejorar su eficiencia favoreciendo, además, su sostenibilidad.

Asimismo, ha considerado que las derivaciones a la sanidad privada “han de ser coyunturales y solo tienen sentido si en algún momento el sistema público es incapaz de atender todas las necesidades asistenciales, de ninguna manera pueden convertirse en una costumbre ni ser una excusa para no mejorar las posibilidades del sistema público”.

El sistema sanitario público es, según ha recordado Juan José Jiménez Prieto, uno de los pilares fundamentales del Estado del Bienestar “que hay que potenciar y mejorar hasta tal extremo que sea capaz de atender con la máxima calidad todas las necesidades de los pacientes”.

Considera el diputado regional que atender a los pacientes desde la sanidad privada no es eficiente y que crear un nuevo servicio de cirugía cardíaca “es de sentido común, es necesario y es posible”.

Además, ha indicado que “seguir gastando casi 8 millones de dinero público para derivar esta cirugía a la sanidad privada es sintomático de un Gobierno irresponsable con lo público y demagogo con los ciudadanos”.

Al hilo de esta cuestión, ha recordado que el Grupo Parlamentario Popular propuso una enmienda a los presupuestos de 2016 solicitando este servicio nuevo en un hospital público, pensando que tendría el apoyo de PSOE y Podemos, pero votaron en contra.

Por ello, ha preguntado por los intereses que tiene el Gobierno de Page en este sentido, si tiene la intención de crear el servicio, cuándo, en qué fecha y en qué hospital o si prefiere seguir derivando pacientes a la sanidad privada y que sea un hospital privado el que ponga en marcha el citado servicio.

No entiende cómo Podemos, el mismo partido que quiere acabar con la educación concertada en favor de la pública, puede votar en contra de un nuevo servicio público y permitir que se sigan derivando pacientes a la sanidad privada. Y es que considera que “no es ético ni responsable gestionar sin eficiencia los recursos públicos porque, a este paso, el sistema sanitario público nunca será autosuficiente”.