Región

Por parte de los Agentes Medioambientales, han acudido representantes de los trabajadores del sindicato C.C.O.O.

Los Agentes Medioambientales de Castilla-La Mancha, se reúnen e informan a Izquierda Unida Toledo

La Comarca

20/04/2016

(Última actualización: 26/04/2016 18:12)

Imprimir

Con la intención de conocer la situación laboral de los agentes medioambientales, así como la de la gestión medioambiental en Castilla-La Mancha, en especial en la provincia de Toledo, Izquierda Unida y Agentes Medioambientales de Castilla-La Mancha, han mantenido una reunión informativa para acercar posturas y abrir nuevos cauces de colaboración entre ambos.

En la reunión, a la que ha asistido Jorge Vega, Diputado Provincial de Izquierda Unida-Ganemos, y otros miembros de IU, así como Gustavo Beltrán y Juan Carlos Torres, por parte de C.C.O.O., se han constatado las carencias que en materia laboral y medioambiental giran en torno a los trabajadores y a nuestra región respectivamente.

De hecho, Beltrán ha expuesto la importante situación de carencia de personal cualificado para el desarrollo del trabajo de conservación, control y gestión medioambiental en Castilla-La Mancha, estando muy por debajo de lo que propone el Plan Regional del Medioambiente. Concretamente, ha recordado como aún se mantiene la reducción que se llevó a cabo en 2010 del 29% de la plantilla, la cual ni siquiera supera el medio millar, cuando lo aceptable sería de algo más de setecientas plazas de agentes medioambientales.

Beltrán y Torres, han informado que después de reunirse con el Viceconsejero de Agricultura, Sergio David González (PSOE), este les ha advertido que no existe previsión de cumplir los ratios establecidos en el Plan Regional del Medioambiente en referencia a las plazas de agentes medioambientales que quedan por cubrir.

A esta caótica situación laboral de los agentes medioambientales de Castilla-La Mancha, se le añaden otras, como por ejemplo es el caso de su reconocimiento laboral. Un reconocimiento injusto y rocambolesco, ya que si bien, son examinados para la consecución de su plaza con criterios para opositores al Grupo B, estos están contratados por el Grupo C1-16, algo que merma las condiciones laborales y que es a todas luces irregular, a la vez que escandaloso.

Por su parte, Izquierda Unida ha puesto especial interés en la situación de desamparo jurídico, así como organizativo, en el trabajo de control y ejecución de la condición de autoridad, de los agentes medioambientales, los cuales han perdido su capacidad para desarrollar estos trabajos, con la eliminación de la UCORCAM (Unidad de Coordinación del Cuerpo de Agentes Medioambientales).

“Las consecuencias de esto, son fatales para la preservación del medioambiente en nuestra región”, declaraba Jorge Vega, y continuaba: “La eliminación de la UCORCAM ha servido para que señoritos, terratenientes y otros indeseables, tengan una menor presión de control en el ejercicio de sus obligaciones de respeto con el medioambiente, lo que puede favorecer, y así está pasando, situaciones de incumplimiento de la Ley”.

Según Beltrán y Torres, esta situación cómo otras que afectan a la gestión medioambiental en Castilla-La Mancha, se verían mejoradas con la creación de una “Ley del Cuerpo de Trabajadores Medioambientales”, ya que se regularía tanto las condiciones laborales de los propios agentes, cómo la coordinación y organización del trabajo desarrollado por estos, y que en ocasiones afectan a otros cuerpos de seguridad y autoridad.

Y es que en relación a esto, Jorge vega ha manifestado: “El servicio prestado por los agentes medioambientales, es directamente proporcional a la capacidad que tienen estos para desarrollarlo. Si estos no cuentan con un marco legal que favorezca el desarrollo de su trabajo, el objetivo final no podrá ser llevado a cabo con eficacia y validez”.

Y concluía: “Y es que, si el PSOE sigue con la línea continuista del anterior gobierno del Partido Popular, que redujo los medios, no solo humanos, sino materiales, se pone en alto riesgo la preservación, conservación y fomento del medioambiente en nuestra región. Un medioambiente que es, y debe ser, un pilar central de desarrollo social y económico en Castilla-La Mancha”.