Daimiel

Miguel de Cervantes la cita en ‘El Quijote’

La Venta de Borondo, en estado de ruina

Una de las últimas ventas manchegas que se mantiene en pie corre el riesgo de desaparecer. aunque fue declarada Bien de Interés Cultural, en la categoría de Monumento, con fecha de 13 de abril de 2007

La Comarca

04/04/2016

(Última actualización: 05/04/2016 09:31)

Imprimir

La Asociación Hispania Nostra llama la atención en una nota de prensa sobre el lamentable estado de abandono que afecta a la Venta de Borondo, en Daimiel, incluida en la Lista Roja que elabora la institución desde el año 2013. "Su estado de ruina y total abandono, y varias piezas de valor histórico han sido expoliadas".

La construcción, declarada Bien de Interés Cultural, en la categoría de Monumento, con fecha 13 de abril de 2007 está considerada como un icono de la arquitectura popular manchega, la venta está situada junto al camino Real de Alicante a Ciudad Real, en el término de Daimiel. Cuenta con historia documentada desde época romana hasta mediados del siglo XX, con especial importancia en los siglos XV y XVI, y es una de las últimas ventas manchegas que aún se mantiene en pie, conservando de manera inigualable las singularidades de dichas edificaciones que sirvieron de inspiración a Miguel de Cervantes en El Quijote.

La venta es de propiedad privada y está en completo abandono, según la asociación. "Lo más triste es que hace no muchos años se encontraba en un estado razonable. Aquellas pequeñas patologías de entonces se han convertido hoy en gravísimas lesiones. Ahora, parte de sus dependencias están hundidas, la torre en trance de desplome y gran parte de sus valiosos elementos decorativos, expoliados (columna derecha de su portada principal, basas, pilas, monolito de término, etc.)".

El sistema constructivo es el propio de la arquitectura popular manchega: tapial, madera, teja curva árabe y encalado de cal. La venta presenta una estructura claramente definida: una portada monumental, un zaguán, un patio con pozo que distribuye la vivienda y otro patio al fondo para las caballerizas, que fueron añadidas al edificio original en los siglos XVII y XVIII. Se accede al interior desde una puerta en el alzado este, de un valioso contenido artístico poco habitual en este tipo de edificios. La portada está compuesta y flanqueada por un pórtico de sillería decorado con basas, medias columnas, capiteles, friso y escudo de armas en el centro del dintel.

La Asociación Hispania Nostra que ha planteado esta denuncia es una asociación no lucrativa, declarada de utilidad pública, constituida en 1976 con la finalidad de defender, salvaguardar y poner en valor el Patrimonio Cultural español, en el entorno de participación de la sociedad civil, y es la única asociación que vela por el Patrimonio a nivel de todo el país.