Daimiel

En la presentación del cortometraje realizada en la Casa de Cultura

Familiares y amigos acompañan a Emilio Gallego en el estreno de Megahertzio en Daimiel

El cortometraje es la segunda entrega de una saga de cinco que el director desarrollará en los próximos meses

La Comarca

17/01/2016

(Última actualización: 18/01/2016 10:12)

Imprimir

Promocionar la imagen de la localidad y rendir tributo a la emisora Radio Daimiel en su vigésimo aniversario. Esas son las dos pretensiones más sólidas de “Megahertzio”, la última propuesta cinematográfica realizada por el daimieleño Emilio Gallego. Así lo comentó el autor durante la presentación del cortometraje desarrollada en la Casa de Cultura en la noche del sábado “Lo que pretendemos ante todo es promocionar la imagen de nuestro pueblo, que se vea que nuestro cortometraje está hecho por gente de Daimiel y de manera artesanal. La segunda parte importante de este trabajo está dirigida a rendir tributo a Radio Daimiel por sus veinte años recién cumplidos”, detalló.

Familiares y amigos abarrotaron la sala en un estreno en el que además del elenco de actores y personas que han trabajado en el corto, también estuvo presente el alcalde de Daimiel, Leopoldo Sierra. El primer edil destacó la “creatividad, imaginación y ganas de querer expresar sus ideas a través de imágenes” de Emilio Gallego. En ese sentido, también reseñó la “ilusión de los actores, su seguridad y confianza al ponerse delante de una cámara para conseguir transmitir lo que el director quiere. Siempre nos hacéis pasar un rato muy agradable”.

El cortometraje, que el autor engloba dentro del género “cine rural independiente”, es la segunda entrega de una saga de cinco que comenzó con “Luces y sombras”. En esta ocasión Gallego se centra en la presencia de un ser sobrenatural en un programa de “Radio Milenio” presentado por periodista al que da vida el locutor daimieleño Raúl Astillero. Durante los más de 30 minutos de duración, se intenta resolver el misterio con la colaboración de una médium, encarnada por Virginia Villanueva - que junto a Astilleros se han encargado de la banda sonora del corto- y un experto en radiofrecuencias, interpretado por Nacho Gallego, hijo del propio Gallego. Todos ellos intentarán hacer llegar el mensaje de ese extraño ente a su destinataria, Silvia, interpretada por Juani Gómez, mujer de Gallego.

La hija del director, María, también colabora con su voz en off, del mismo modo que el propio Emilio Gallego aparece haciendo un cameo en el trabajo. Todo queda en familia en un proyecto que ha contado con la colaboración del Ayuntamiento de Daimiel, y empresas privadas como Azulejos y Saneamientos Galo Gómez, Congelados la Dehesa, Buffet el Cruce y Yu Print.