Provincia

Anro empleará unas 3.000 toneladas de acero en este proyecto

Iberdrola selecciona a la empresa tomellosera ANRO para construir la gran marquesina de su nuevo campus de formación en Madrid

Protegerá toda la superficie de los 8 edificios con novedosas medidas de sostenibilidad, protección medioambiental y ahorro energético

La Comarca

17/12/2014

(Última actualización: 18/12/2014 10:32)

Imprimir

La empresa de Tomelloso Industrias Metálicas Anroha sido contratada para intervenir en el proyecto de construcción del nuevo Campus de Formación que la multinacional española Iberdrola va a levantar, en la localidad madrileña de San Agustín de Guadalix, con una superficie de 35.000 metros cuadrados y 8 edificios para distintos usos.

La intervención de Anro en este proyecto, como contratista principal de su especialidad, estará vinculada especialmente a la solución planteada por el estudio de arquitectura adjudicatario, que contempla la construcción de una gran marquesina, de diseño singular, que abarcará y protegerá toda la superficie de los edificios, cuya altura máxima será de 26 metros, y que incorporará importantes medidas de sostenibilidad, protección medioambiental y ahorro energético, además de zonas ajardinadas para unificar y proteger los espacios exteriores, en sintonía con la estrategia Iberdrola.

Además de las 3.000 toneladas de acero que Anro empleará en esta compleja cubierta, durante algo más de dos años que va a estar vinculada al proyecto, la empresa tomellosera tiene contratado más de 13.000 metros cuadrados de la cubierta, tipo Kalzip, opaca y perforada, 5.400 metros cuadrados de los grandes lucernarios centrales de vidrio y los 1.500 metros cuadrados de cubiertas fotovoltaicas y captadores solares, además de las pasarelas de mantenimiento y líneas de vida de esta marquesina.

El diseño del Campus, adjudicado al estudio de arquitectura de Alonso Balaguer y Arquitectos Asociados, con la intervención de ARUP Ingeniería, ofrece una alta modularidad de espacios y flexibilidad funcional para posibles nuevas adaptaciones, además de los más avanzados conceptos de sostenibilidad y eficiencia energética, aplicados a la arquitectura de sus edificios con diferentes usos, desde talleres formativos y aulas, hasta oficinas, hotel y centro de convenciones.