Provincia

En situaciones clínicas frecuentes en la práctica clínica de estos enfermos

Profesionales del Hospital de Valdepeñas profundizan en el manejo de pacientes con diabetes

Medio centenar de médicos y enfermeros han participado en esta actividad formativa coordinada por el Dr. Pedro Reales, jefe de Medicina Interna del Gutiérrez Ortega

Los inscritos han actualizado conocimientos sobre los cuidados hospitalarios y extrahospitalarios, nutrición y ejercicio físico, atención de las complicaciones y las últimas novedades terapéuticas

La Comarca

11/12/2014

(Última actualización: 12/12/2014 13:10)

Imprimir

Profundizar en el conocimiento y manejo de pacientes con diabetes, en situaciones clínicas frecuentes en la práctica clínica a las que el profesional sanitario debe responder con eficacia. Ése ha sido el objetivo del curso “II Curso de Actualización en diabetes” celebrado recientemente en el Hospital Gutiérrez Ortega de Valdepeñas (Ciudad Real).

Medio centenar de profesionales de Medicina y Enfermería han participado en esta actividad formativa coordinada por el Dr. Pedro Reales, jefe de Medicina Interna del Hospital de Valdepeñas, que cuenta con una amplia trayectoria profesional en el manejo de la diabetes.

Para impartir este curso, se ha contado con la colaboración de profesionales del Gutiérrez Ortega, así como con ponentes procedentes desde diferentes hospitales y centros de salud de Castilla-La Mancha, Madrid y Zaragoza.

Los profesionales inscritos a uno de los cursos más completos sobre diabetes han actualizado sus conocimientos sobre cuidados hospitalarios y extrahospitalarios, nutrición y ejercicio físico, manejo de los dispositivos de diabetes, atención de las complicaciones, así como las últimas novedades terapéuticas.

Graves complicaciones si no se controla

La diabetes es una enfermedad crónica con una alta prevalencia en nuestro entorno. Puede ocasionar graves complicaciones cardiovasculares (infartos, accidentes cerebrovasculares e insuficiencia circulatoria en miembros inferiores), renales (nefropatía que puede acabar en insuficiencia renal), oculares (retinopatía diabética que puede desembocar en ceguera y discapacidad visual) y lesiones de los nervios que pueden ocasionar impotencia y pie diabético (lo que a veces obliga a amputar como consecuencia de infecciones muy graves).

Se ha comprobado que un buen control metabólico, tanto en la diabetes tipo 1 como en la de tipo 2, puede retrasar el inicio y la evolución de éstas complicaciones.