Daimiel

Los estudiantes de 4º de ESO han abierto la marcha por la igualdad que, con la participación de asociaciones de mujeres y de otras asociaciones de diferente ámbitos, ha desembocado en la Plaza de España

Los jóvenes encabezan el rechazo de la Violencia de Género en Daimiel

En esa concentración final, el alcalde, Leopoldo Sierra, ha valorado la implicación de las nuevas generaciones en la erradicación de esta lacra. “Solo cabe un no rotundo a cualquier tipo de violencia ejercida contra la mujer”, insistía

La Comarca

25/11/2014

(Última actualización: 26/11/2014 07:57)

Imprimir

Los adolescentes de los institutos daimieleños han encabezado la marcha y la concentración ciudadana con la que este 25 noviembre se han visibilizado los mensajes de rechazo a la violencia de género y el apoyo a las víctimas en el municipio. Esa movilización, en la que también han portado pancartas asociaciones de mujeres y asociaciones sociales de diferentes ámbitos, ha concluido con la lectura de un manifiesto en la Plaza de España por parte de cuatro estudiantes de 4ª de ESO. Tras guardar un respetuoso minuto de silencio en recuerdo a las 45 mujeres que han sido asesinadas a manos de sus parejas o sus exparejas en lo que va de año, las cerca de 200 personas concentradas han aprovechado para repasar los eslóganes que van a colgar durante todo el día en los soportales de la Plaza. Unos lemas que han escrito esos mismos adolescentes en los foros de reflexión que las técnicos de Mujer han impartido previamente en los centros educativos y que, en palabras del alcalde, Leopoldo Sierra, demuestran que “las nuevas generaciones se implican en la erradicación de esta lacra”.

Para el primer edil ha sido “un acierto” que esta campaña se enfoque en el whatsapp, “uno de los principales medios con los que se comunican nuestros jóvenes y donde no pueden aceptarse insultos o amenazas”. Y es que, como ha recalcado el alcalde, “solo cabe un no rotundo a cualquier tipo de violencia ejercida contra la mujer” y para eso “la sociedad debe estar alerta y las administraciones preparadas con los medios y profesionales adecuados”. Solo desde este convencimiento, añadía Sierra, se desterrarán “esas cifras injustificables de víctimas para una sociedad abierta como la nuestra”. En sus palabras, el alcalde también ha aprovechado para realzar el ejemplo de la religiosa daimieleña María Núñez de Arenas, Premio Igualdad 2014. “Es un reconocimiento justo y merecido, decir María es decir una vida dedicada al servicio de los demás”, destacaba.

Mensajes en contra de la violencia de genero y a favor de la Igualdad que también ha lanzado en el acto la concejala de Mujer, María del Carmen Torija, quien ha mostrado su “esperanza en la juventud para corregir los errores de otras generaciones”. Previamente, Torija ha participado en Radio Daimiel en un programa especial donde se ha anunciado el eslogan ganador de este 2014. En esta ocasión, lo firma Pilar De La Morena, participante de un curso municipal de formación y que ha vivido en su familia el infierno del maltrato. Por ello, Pilar ha elegido unas palabras con las que recalcaba que hay salida, que se puede empezar de nuevo: ‘No permitas que nadie se apodere de tu vida, es tuya, todos los días amanece un nuevo sol’.

Asimismo, en ese mismo programa de radio, Torija insistía en que las mujeres que denuncian el maltrato “nunca se deben sentir solas”, entidades como los Centros de Mujer, Servicios Sociales o el Instituto de la Mujer la arropan.

De forma paralela también se está celebrando la campaña de sensibilización ‘Escaparates Igualitarios’, en la que los comercios y establecimientos de la zona centro muestran en sus expositores mensajes con recursos e información útil contra la violencia de género.

El programa de actos culmina el sábado 29 de noviembre con la entrega en el Teatro Ayala del Premio Igualdad 2014 a la religiosa daimieleña María Núñez de Arenas, perteneciente a la congregación de las Damas Apostólicas del Corazón de Jesús. Una decisión que se aprobó por parte del Consejo local de Mujeres valorando el compromiso que la monja daimieleña ha tenido “con las mujeres, especialmente con las más excluidas”, en todos los lugares donde ha desarrollado su labor pastoral. Misiones que le han llevado hasta a México y donde, entre 1973 y 1985, se implicó con las mujeres de los poblados Chiapas. A sus 71 años, María Núñez de Arenas mantiene esa misma dedicación e implicación social en Daimiel.

En esa velada, que comenzará a las 19:00 horas, se reconocerá el eslogan de Pilar y los otros diez finalistas que ha destacado el Centro de Mujer.