Deportes

El Puertollano busca conquistar la Segunda B en Villaviciosa

Lisboa está en Asturias (Video de Pablo Franco)

El partido decisivo para el Puertollano se jugará este domingo a partir de las 17 horas en la localidad asturiana de Villaviciosa

Héctor P.C.

23/05/2014

(Última actualización: 26/05/2014 07:09)

Imprimir

Cuando todos los focos del fútbol apuntan a la ciudad portuguesa de Lisboa, el otro fútbol, el de los modestos, trata de abrirse paso a base de codazos, para trasladar la atención mediática hacia otro costado opuesto de la Península Ibérica.

Es el caso del Puertollano, que viaja a Asturias con toda la ilusión en el macuto, a un solo paso de conseguir el ascenso a Segunda B, en una de las páginas doradas en la historia del club, reservada a estos jugadores, que se han ganado a base de trabajo y sacrificio escribirla, con letra clara, página a página.

Decía José Luis Borges que no hay nada más bello que ver nevar en una playa en pleno mes de julio, cuando la calor se hace sofocante. El Puerto, mi Puerto, será como esa ventisca rebelde que se cuela entre la brisa fresca del Cantábrico, tiñendo con la espuma blanca del champán, lo que encuentre a su paso.

Toda la plantilla a Villaviciosa

Para dar ese último paso hasta la cima, Pablo Franco viajará con toda la plantilla hasta Villaviciosa, incluidos los lesionados de larga duración, a excepción de Álvaro Huertas, que tendrá que recontar votos de las elecciones europeas, en un sufragio que se antoja escaso.

La clave del encuentro estará en contener las primeras embestidas del CD. Lealtad, que en algún momento del partido tendrá que ir sobre la portería de Reguero, con jugadores disfrazados de pretorianos y troyanos romanos, como así han tratado de motivarse para el encuentro. Pero como apuntaba un seguidor, el único Troyano que habrá sobre el terreno de juego, viste el escudo del Puertollano.

Sobre el campo “prácticamente el mismo once”, comentaba el entrenador minero en la rueda de prensa previa al partido, “nos dio buen resultado en la ida y entendemos que con ellos podemos seguir haciendo daño”. Si bien, deja paso a la duda para configurar la punta del ataque, “donde pueden surgir diferentes variables”; podrá dar paso de inicio a Rubén Moreno o al propio Hugo Díaz, dejando en la banqueta “a alguno de los que vosotros veis como imprescindible que podría salir en la segunda mitad, para hacer más daño”.

Los ojos recalarán sobre los costados, donde en el partido de ida, Rubén Gómez y Valdivia sometieron a sus pares con precisión, creando tanto peligro, que durante gran parte de la segunda mitad, el Lealtad tuvo que apostar por situar a sus interiores como doble lateral, ayudando continuamente.

En caso de no conseguir el ascenso a la primera oportunidad, Pablo Franco se mostraba tranquilo, “no me gusta hablar de fracaso. Si damos todos y perdemos, yo no me enfadaré con mis jugadores. Esto es un juego y si no es este fin de semana, nos hemos ganado durante la campaña una segunda oportunidad para conseguir el objetivo”.

Así pues, con todo el optimismo del mundo y a un solo paso de la gloria, Puertollano trasladará con su hinchada Lisboa a Asturias, en un viaje largo, pero lleno de aventuras y cosas por aprender como si de la Ítaca de Kavafis se tratará.

Video con la previa de Pablo Franco