Provincia

Mañana se celebra el Día Nacional contra las Agresiones en el Ámbito Sanitario

SATSE reclama que la Enfermería sea considerada “autoridad pública”

Más de 9.000 profesionales de Enfermería denunciaron desde 2008 a 2012 haber sufrido una agresión física o verbal. Sólo se denuncian un 11 por ciento de las agresiones sufridas, por lo que la cifra total sería cercana a los 82.000 enfermeros

El Sindicato de Enfermería desarrolla desde hace años una campaña permanente de información y sensibilización, bajo el lema “la agresión no es solución”

La Comarca

19/03/2014

(Última actualización: 20/03/2014 09:12)

Imprimir

El Sindicato de Enfermería, SATSE, ha reclamado a las administraciones central y autonómicas que acuerden, de una vez por todas, el desarrollo normativo necesario para que los profesionales de Enfermería sea considerados como “autoridad pública” y se consiga así reducir los casos de agresiones físicas y verbales que se producen diariamente en los centros sanitarios.

SATSE ha participado en el Grupo de Trabajo de Agresiones a Profesionales del Sistema Nacional de Salud, el cual ha emitido un informe con distintas propuestas y recomendaciones que previsiblemente se abordará en la próxima reunión del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud.

En el informe también se recogen datos sobre el número de denuncias por agresiones realizadas desde 2008 hasta 2012. En el caso de Enfermería, han sido 9.296 los profesionales que han denunciado en esos años, registrando una tendencia creciente desde 2008 hasta 2011 y un ligero descenso en 2012. En concreto, en 2012, fueron 1.958 las denuncias de enfermeros.

Según concluye también el informe, sólo se denuncian un 11 por ciento de las agresiones sufridas, por lo que la cifra total de profesionales agredidos realmente en estos años sería cercana a los 82.000, apunta SATSE, quien recuerda que 8 de cada 10 enfermeras han sufrido en algún momento una agresión verbal o física.

Desde el Sindicato se ha reconocido el esfuerzo realizado desde la administración central, a instancias de una petición del Senado, para propiciar, por primera vez, un grupo de trabajo con la participación de CC.AA. y las organizaciones que representan a los profesionales, como SATSE, para desarrollar medidas que luchen contra las agresiones, y confía en que en la próxima reunión del Consejo Interterritorial se acuerden actuaciones concretas y se pase de las “palabras a los hechos”.

Autoridad pública

Entre otras medidas propuestas, SATSE ha reclamado, como viene haciendo desde hace años, que se desarrolle la normativa necesaria para que el profesional sanitario sea considerado “autoridad pública”. De esta manera, se reforzaría su autoridad, fomentando la consideración y respeto necesario y propiciando, con el paso del tiempo, un menor número de agresiones, al dejar de ser consideradas faltas y pasar a ser delitos.

De otro lado, SATSE también ha insistido en el Grupo de Trabajo que las administraciones deben facilitar el necesario apoyo, defensa y asesoramiento jurídico al afectado, no teniendo que ser soportados en caso alguno los costes del asesoramiento por el profesional.

Asimismo, ha reclamado que se potencien las actuaciones informativas y formativas (charlas, talleres...) dirigidas a los profesionales para que sepan cómo prevenir y actuar si se produce una agresión, así como el fomento de políticas y actuaciones homogéneas en todo el Estado, y no actuaciones dispersas por autonomías, que logren combatir las agresiones, bajo la premisa de “tolerancia cero”.

SATSE lleva desde 2005 desarrollando una campaña permanente de sensibilización, bajo el lema “La agresión no es solución”, con la que se anima a los profesionales a denunciar las agresiones verbales, las más frecuentes, y las amenazas o agresiones físicas. De igual manera, la campaña se ha dirigido a los ciudadanos para que tomen conciencia de este importante problema.

Durante estos días está realizando una campaña en redes sociales, bajo el lema #StopAgresiones. A través de mensajes cortos, posts y vídeos se pretende concienciar a los profesionales de enfermería de la importancia de actuar contra las agresiones. La campaña, a la que espera se sume el mayor número de profesionales, organizaciones y medios, puede seguirse en redes sociales a través del hashtag #StopAgresiones, que lleva ya más de 250.000 impactos.