Puertollano

Desde el 1 de marzo

Tomás Jesús Robledo será el nuevo interventor municipal en Puertollano

El nombramiento fue objeto de debate en un pleno donde también se aprobó, a pesar del voto en contra del PP, que la corporación municipal se sume al recurso a nivel nacional contra la reforma de la administración local

La Comarca

27/02/2014

(Última actualización: 27/02/2014 22:18)

Imprimir

Tomás Jesús Robledo de Dios será el nuevo interventor del Ayuntamiento de Puertollano a partir del próximo lunes en una tarea que compaginará como tesorero de la Diputación Provincial. Un nombramiento que fue objeto de debate plenario después que Izquierda Unida presentara una moción en la que instaba a que dicha plaza fuera ocupada a tiempo completo.

La portavoz del equipo de gobierno, Pepi Amaro, explicó que Robledo de Dios será apoyado en sus tareas por viceinterventor que será nombrado entre los funcionarios del consistorio y de esta manera se siguen las indicaciones marcadas en el informe de la Sindicatura de Cuentas de reforzar este departamento. El nombramiento de nuevo interventor se produce después que Carmen Canales, actual interventora solicitara ocupar la plaza de la tesorería municipal, que hasta ahora ocupaba Gracia Castellanos.

Sin interventores de habilitación nacional

La alcaldesa de Puertollano, Mayte Fernández, defendió que se ha seguido procedimiento marcado y se comunicó a la Junta de Comunidades y a los colegios profesionales la existencia de esta vacante después de conocer que la interventora provisional ha decidido solicitar otra plaza.

El problema ha surgido después de conocer que en estos momentos no hay interventores de habilitación de primera categoría, ya que no se cubren las plazas en el territorio nacional, de ahí que haya optado por autorizar la acumulación de tareas. “Este interventor va a tener responsabilidad total de cada una de las decisiones, de los informes, de reparos y de las propuestas que vengan de su departamento. Soy la primera interesada en la eficacia, solvencia y seguridad jurídica, los expedientes se tramiten desde los distintos departamentos. Es una buena solución contar con un interventor habilitado de primera categoría”.

Fernández dijo que será una oportunidad de hacer las cosas de otra manera, ya que era necesario dar un salto en seguridad jurídica por los trabajadores municipales que padecen de forma constante grandes cambios de legislación. “Mi responsabilidad es tomar decisiones y creo que va a funcionar y no va a suponer un problema en la organización municipal y en el servicio que prestamos a los ciudadanos”.

La oposición reclama la exclusividad del cargo

El portavoz de Izquierda Unida, Florentino López Montero se mostró contrario a la acumulación de tareas del nuevo interventor, ya que considera que este puesto tiene que atenderse en exclusividad a tiempo completo, por el volumen de trabajo, tareas y responsabilidad. “Por la importancia, el volumen de gestión, responsabilidades adquiridas en el plan de ajuste. No podemos tener un interventor a tiempo parcial porque puede impedir la eficacia en su trabajo, ya que gestionará 150 millones de euros entre Diputación y Ayuntamiento”.

La portavoz del grupo municipal popular, María José Ciudad, hizo hincapié que la situación del consistorio es muy complicada, ya que está sometido a un plan de ajuste por lo que considera que se requiere una persona durante toda la semana. En su opinión se ha optado por la solución más fácil y reclamaba un proceso selección para cubrir esa plaza.

Contra la reforma de la administración local

Por otra parte, el pleno municipal decidió sumarse al recurso que los grupos de la oposición en el gobierno de España presentarán en el Tribunal Constitucional contra la ley para la reforma de la administración local.

Este punto del orden del día fue el más conflictivo ya que la propuesta no contaba con el apoyo de todos los grupos políticos municipales. La propuesta se aprobaba con los votos a favor de IU y el PSOE al considerar que esta nueva ley atenta contra los ayuntamientos que estarán así subordinados a otras instancias superiores. La portavoz socialista explicaba al respecto que la nueva ley coarta las libertades y también las competencias de los ayuntamientos “No queremos convertirnos en meras oficinas de la administración de Hacienda” sentenciaba Amaro.

El PP votó en contra de la propuesta porque, según explicaba su portavoz, María José Ciudad, la reforma de la administración local “garantiza todos los servicios a todos los ciudadanos y evita y controla los posibles desmanes económicos que se puedan cometer en los ayuntamientos”. Ciudad afirmó que con ella se evitarán “duplicidades” y gastar más de lo que se ingresa.