Región

Nota de prensa UGT

FSP UGT: "La Junta esconde que la saturación de Urgencias del Hospital de Toledo se debe a los recortes en recursos y a los 800 despedidos desde 2012"

La Comarca

10/01/2014

(Última actualización: 10/01/2014 23:01)

Imprimir

“La situación tercermundista de saturación, vivida estas semanas en las Urgencias del Hospital de Toledo, es debida a la falta de personal, motivada por la no cobertura de bajas amortizadas y a los 800 despidos realizados desde 2012, dentro de la gestión basada en los recortes que viene aplicando el SESCAM”, como denuncia el secretario del Sector Sanidad de FSP UGT CLM, José Manuel Pinillos Para Pinillos, “la pasada semana se vivió una situación de saturación del Hospital de Toledo que ha persistido a lo largo de esta semana, si bien el SESCAM achaca esta

situación al incremento de casos de gripe, aunque la realidad es bien distinta”.

Tal y como UGT ha venido denunciando en los últimos meses “la falta de personal, consecuencia de la no cobertura de bajas, la amortización de plazas, los 800 despidos que se han producido en dos años y la no sustitución de las jubilaciones, lo que lleva a los Hospitales de la región a una situación insostenible: no se dispone de los recursos

humanos necesarios para atender en unas condiciones aceptables a los pacientes que acuden a los hospitales de la región”, sostiene el responsable de FSP UGT CLM.

“Desde el cambio en el modelo de gestión y como consecuencia de las medidas de austeridad –continúa Pinillos- se ha despedido a cientos de profesionales, justificándolo por parte del SESCAM en que no eran necesarios, lo que ahora repercute de forma clara en la atención sanitaria que se presta”.

La saturación ha llegado a tal punto, explica FSP UGT, que tal y como han relatado usuarios del hospital, los pasillos de urgencias se encontraban totalmente saturados de gente esperando a ser ingresada en una planta de hospitalización, compartiendo el espacio en el que comían,

eran atendidos y hacían sus necesidades sin ningún respeto por su intimidad ni unas condiciones mínimas de dignidad. Pacientes esperando de pie a ser atendidos junto a camas de pacientes con un estado de salud muy deteriorado, pendientes de ingreso.

Para José Manuel Pinillos, “la situación en los servicios saturados es una agresión a la dignidad y al derecho a la intimidad de los pacientes que hacinados en espacios muy reducidos reciben la atención junto a otros pacientes, incluido en muchos casos su aseo diario. Por otro lado esta situación dificulta el trabajo diario y complica mucho la actividad

de los profesionales que al igual que los usuarios padecen este tipo de situaciones tratando de prestar a los pacientes la mejor asistencia que los recursos disponibles les permiten”.

El nivel de saturación es tal que en muchos casos los pacientes que precisan de un ingreso en una planta de hospitalización “llegan a esperar incluso días hasta que el ingreso se produce, permaneciendo mientras tanto en los Servicios de Urgencia sin acceso de sus familiares y rodeados de otros pacientes pendientes de ingreso o de diagnostico”, denuncia Pinillos.

“Esta lamentable gestión del servicio de salud se extiende al resto de hospitales de Toledo –lamenta Pinillos-, ya que la falta de personal hace imposible derivar a pacientes a otras instituciones en las que

había camas disponibles pero no personal suficiente para atender a los pacientes. Pero los usuarios y trabajadores del Hospital de Toledo no son los únicos que durante las últimas semanas han sufrido los

efectos de este modelo de gestión: el Hospital de Ciudad Real también se ha visto desbordado”.

“Desde FSP-UGT consideramos inaceptable que como consecuencia de los recortes de personal que se han producido se den situaciones como esta en la que los pacientes no reciben una atención en las condiciones adecuadas a pesar de los esfuerzos de los profesionales”, concluye el responsable de FSP UGT CLM, que solicita al SESCAM “que ponga los medios para evitar que este tipo de circunstancias vuelvan a producirse. No poniendo soluciones puntuales; reforzando los servicios con los recursos humanos y materiales que sean necesarios para evitar que vuelva a suceder algo como esto”.