La alcaldesa, Emilia Gijón, se siente satisfecha

SE PROCEDERÁ AL ARREGLO DE LA CARRETERA AUTONÓMICA A VILLAMAYOR DE CALATRAVA

La Comarca

23/10/2008

(Última actualización: 23/10/2008 12:00)

Imprimir

Villamayor de Calatrava verá mejorada sus conexiones por carretera gracias a la obras de adecuación que próximamente se iniciarán en el trazado de la autonómica CM-4115, sobre el tramo de 19 kilómetros que enlaza su intersección con la N-420 y Almodóvar del Campo.

Emilia Gijón, alcaldesa del municipio churriago que queda prácticamente a medio camino del citado tramo, ha mostrado su satisfacción por el anuncio de ejecución de estas obras promovidas por la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, pues, no en vano, “facilitará un desplazamiento con mayores garantías de seguridad para quienes por ella circulen y, especialmente, para nuestros vecinos, dado que la calzada necesitaba ya hacía tiempo de estos trabajos”.

El objeto del proyecto es la mejora tanto en planta como en alzado de la citada carretera CM-4115, estableciendo una anchura de calzada de siete metros, con bermas de 0,50 metros y arcenes pavimentados de 1 metro de anchura. Además, en las zonas de desmonte se harán cunetas.

“Lo más importante de este proyecto es que se va a ensanchar la carretera actual y también se van a rectificar curvas, con lo que se eliminarán algunos puntos de conducción poco cómoda”, ha manifestado la alcaldesa, quien considera como otro aspecto destacado la homogenización de los acuerdos verticales, todo lo cual posibilitará una velocidad constante de 80 kilómetros por hora, conforme a la normativa establecida.

El proyecto de mejora de esta carretera autonómica no exige procedimiento reglado de evaluación del impacto ambiental, siempre que se realice conforme a la solicitud presentada y a las prescripciones de la Resolución emitida el pasado mes de septiembre por la Delegación Provincial de Industria, Energía y Medio Ambiente de Ciudad Real, tras haber hecho sus oportunas observaciones el propio Ayuntamiento de Villamayor de Calatrava, la Confederación Hidrográfica del Guadiana y la Delegación Provincial de Medio Ambiente y Desarrollo Rural.

En todo caso, se tomado en consideración que el proyecto afecta a la Red Regional de Áreas Protegidas ya que la rectificación de una de las curvas ocupa la Microreserva Laguna de Caracuel, su zona perimetral de protección y el LIC Lagunas Volcánicas del Campo de Calatrava. Entre otras afecciones más cabe destacar las de ocupación del Cordel de Ciudad Real o de la Plata, Vereda del Camino Real o Vereda del Río, producción de ruido, molestias a la fauna especialmente a la que alberga la Laguna de Caracuel, compactación del suelo, generación de residuos, contaminación atmosférica por partículas en suspensión y gases de combustión, peligro de vertidos, utilización de recursos naturales (áridos), afección por ocupación al Río Tirteafuera y a varios arroyos así como a la red de drenaje y masas de agua.

Es por ello que la autorización contempla medidas preventivas, correctoras o compensatorias para la adecuada protección del medio ambiente, siendo la más destacada la que se refiere a la curva sita junto al perímetro de la Laguna de Caracuel, que conforme a la normativa ambiental por la que queda protegida su área, no podrá ser corregida, ni tampoco ver incrementada su anchura.

También se tiene muy en cuenta la protección de fauna para la época de cría y nidificación, entre principios de febrero y finales de mayo y se establece que los restos de firme de la traza antigua así como el resto de elementos innecesarios tras el acondicionamiento deberán ser desmantelados y retirados a vertedero autorizado.

Además, la Confederación Hidrográfica del Guadiana propone que el promotor de la actuación aporte un estudio hidrológico que defina en planta el alcance teórico de avenidas de 50, 100 y 500 años de período de retorno, así como las zonas que conforman las vías de flujo preferente.