LA PRÓXIMA SEMANA SE INTENSIFICA EL PLAN DE RECUPERACIÓN DE LA LAGUNA DEL PRIOR

J. Carlos Sanz

03/09/2005

(Última actualización: 25/08/2008 14:00)

Imprimir

A partir del lunes se intensificará el “Plan de Desconexión” llevado a cabo por el Ayuntamiento en la Laguna del Prior. Si a lo largo de esta semana, los servicios municipales han evacuado un buen número de peces, para la próxima le toca el turno a las ocas. Eso sí, la Concejalía de Medio Ambiente quiere curarse en salud y antes de tener que recurrir al sacrificio de las ánades, hace un llamamiento a la ciudadanía para que aquellos que así lo deseen se lleven a sus propiedades unas cuantas aves y de forma gratuita. De momento, cerca de la mitad de ánades ya cuentan con nuevo dueño y el resto está en la cuerda floja.

El proceso de evacuación, que la verdad no ha tenido nada que envidiar al protagonizado por el ejército israelí en las colonias de Gaza, ha sido farragoso debido al nivel de suciedad y contaminación acumulados en la laguna. La situación desbordó a los trabajadores municipales quienes tuvieron que bregar de lo lindo entre tanto cieno así como el elevado número de carpas y barbos que aparecían por doquier. Un esfuerzo que Agustín Pérez, Concejal de Medio Ambiente, ha agradecido públicamente para a continuación dejar muy clarito que de ahora en adelante, los ciudadanos se abstengan de llevar algún tipo de ave o pez en la laguna.

El Equipo de Gobierno quiere que el plan de actuación en la laguna del Prior sirva para convertir este espacio en un parque urbano de tipología similar a los que hay en el Parque del Retiro en Madrid y por eso se acometerán actuaciones importantes como limpieza exhaustiva del vaso. A continuación se rellenará con agua de la red terciaria, “que tras un análisis hecho por especialistas se confirma que es idónea”, aseguraba Hermoso Murillo, primer edil de la localidad para quien lo importante es consolidar un nivel estable de agua en el charcón.

Lo que aún queda por definir, por parte de los técnicos de urbanismo, es el proceso de oxigenación del agua que se va a realizar. “No sabemos si mediante un circuito de reutilización o alguna otra medida”, aclaraba Agustín Pérez. Y para evitar el que algunos “ciudadanos” sigan tirando toda clase de desperdicios en la laguna, se procederá al cerramiento y vallado de la superficie acuática.

La última fase de este plan de actuación consistirá en la repoblación arbórea y de vegetación acuática en la zona de ribera. Se plantarán especies autóctonas que favorecerán el que las ánades silvestres vuelvan a anidar durante los períodos de migración; especies como la focha común, el ánade real, la malvasía, etc que debido al deterioro paulatino del charcón decidieron emigrar a Pernambuco o por ahí.

Un plan de recuperación que comienza la próxima semana y que, si no hay ningún contratiempo, se espera finalizar a principios del 2006. Con estas medidas, el Equipo de Gobierno quiere transformar la laguna en un parque urbano como Dios manda y acabar con esa imagen de vertedero que posee actualmente.

Por último, un mensaje a los jóvenes que acuden los fines de semana a hacer “botellón” en las inmediaciones de la laguna. Se incrementará la vigilancia policial para que no se vuelvan a repetir escenas esperpénticas en las que las botellas de whisky, las bolsas y toda clase de desperdicios campeaban a sus anchas.